Noticias y eventos

destacado 14 de Octubre de 2020

La UNLaM prorrogó las medidas de prevención y sostiene el dictado de clases a distancia

La medida tuvo lugar tras la publicación del Decreto de Necesidad y Urgencia 792/2020 del Gobierno nacional.


El Rectorado de la Universidad Nacional de La Matanza (UNLaM), ad referéndum del Honorable Consejo Superior, consideró “conveniente y adecuado mantener la suspensión de las clases presenciales hasta tanto se encuentre acreditado fehacientemente un nulo o escaso riesgo de propagación del virus en el ámbito geográfico” de esta Casa de Altos Estudios.

La medida tuvo lugar tras la publicación del Decreto de Necesidad y Urgencia 792/2020 del Gobierno nacional, que autoriza la posibilidad de reanudar clases presenciales bajo lineamientos y parámetros de evaluación, estratificación y determinación del nivel de riesgo epidemiológico, entre otras condiciones establecidas por el Consejo Federal de Educación.

La Resolución 375/20 de la UNLaM subraya que “el año lectivo se desarrolla de manera normal, con inexistente riesgo de contagio, a través de la plataforma MIeL y la aplicación Teams, sin afectar las posibilidades de aspirantes al ingreso y manteniendo la excelente calidad y el alto nivel de aprendizaje de los estudiantes regulares, conforme los indicadores arrojados en el primer cuatrimestre del año ya transcurrido, y sin riesgo de propagación del contagio del virus”.

“Hasta tanto se encuentre bien ponderada la real alternativa de reiniciar clases presenciales conforme factores de riesgo y evaluación arriba citados, corresponde mantener la continuidad de las medidas de carácter preventivo, con especial atención en lo atinente a las actividades académicas, administrativas y de cualquier naturaleza en cada Secretaría y Unidad Académica de esta Universidad Nacional”, expone la resolución en los considerandos.

En base a ello, se resolvió “prorrogar hasta la hora 24 del día 25 de octubre de 2020 las medidas de prevención” vigentes, “manteniéndose sin cambios lo dispuesto a fin de preservar la salud del personal docente, no docente, autoridades y estudiantes y no afectar el desarrollo de la actividad académica”.